Este domingo se disputó la 9° y última fecha de la segunda fase de divisiones mayores de Liga Regional de San Francisco donde se definían los cruces de los playoffs pero los emparejamientos de Primera A quedaron en suspenso.

En el Decagonal de Primera A la historia quedó inconclusa porque el encuentro que protagonizaban Social Altos de Chipión y Sportivo Belgrano no se disputó por una agresión al árbitro de reserva.

El partido estaba igualado 3-3 y fue suspendido a los 44 minutos del segundo tiempo por la agresión de un jugador de Chipión al árbitro villamariense Marcelo Araya.

Al no estar dadas las condiciones de seguridad y no encontrarse apto Araya para dirigir, se decidió suspender el partido de primera división. El árbitro había recibido un golpe en la cabeza y manifestó sentirse mareado.

La “verde” y el “social” definían el primer puesto que otorga la clasificación directa a semifinales.