Dos de los internados fueron baleados. El resto por el exceso con el alcohol.

En distintos hechos, las celebraciones por el Día del Amigo terminaron con algunos problemas y casos de violencia. En la madrugada del sábado, la guardia del Hospital de Urgencias atendió a dos jóvenes de alrededor de 20 años de edad. Uno llegó con dos balazos en su pierna izquierda y el otro con una herida menor de arma de fuego.

Tras recibir las curaciones respectivas, uno quedo en observación y fuera de peligro mientas que el otro ya se retiró a su casa. Según datos suministrados por los mismos heridos, los balazos salieron de un agresor no identificado que intentó asaltarlos en la zona de avenida Santa Ana.

El resto de los jóvenes hospitalizados son mujeres que se excedieron con las bebidas alcohólicas y fueron trasladadas por sus amigos y en algunos casos a través de sus propios medios hasta el hospital. Ahí siguen en observación esperando que pase el proceso de intoxicación.