El hecho habría sucedido la semana anterior durante una sesión de características ocultistas.

Un curandero de 51 años fue detenido en Santiago del Estero acusado de abuso sexual en perjuicio de una adolescente y la publicación y distribución de material con imágenes sexuales explícitas.
El sospechoso fue detenido en un procedimiento realizado en su casa por personal del Departamento de Seguridad Ciudadana N8 de Fernández y conjuntamente con efectivos de Ciberdelito.
El oficio librado por el Juzgado de Control y Garantías de La Banda a cargo de Carlos Ordóñez Ducca, daba cuenta de sendas denuncias en contra de un hombre de 51 años, de profesión curandero.
El expediente indica que el hecho habría sucedido la semana anterior durante una sesión de características ocultistas de la que también habrían participado otras dos mujeres, publica el diario El Liberal en su página web.
Dando cumplimiento a la orden judicial, el personal policial se dirigió a una vivienda ubicada sobre calle Ceferino Namuncurá del barrio Villa Aurora, de la ciudad de Fernández, donde se procedió a la detención del acusado y al secuestro de celulares, dispositivos de almacenamiento digital: pendrives, CDs y DVDs, y también mascarás e imágenes de diferentes santos católicos y otros, relacionados con prácticas esotéricas.
Las averiguaciones se iniciaron por la denuncia de dos mujeres, quienes sostuvieron que el curandero las habría amenazado y coaccionado, luego de una ‘sesión espiritista’ que involucrara relaciones sexuales en grupo, como también la publicación y distribución de las imágenes sexuales.
A esta acusación se sumó la que realizara la madre de una adolescente quien habría referido que el sospechoso abusó de su hija y posteriormente había subido videos y fotos del acto sexual a las redes sociales, las que prontamente se viralizaron.
Los expertos de la Policía deberán ahora determinar fehacientemente la responsabilidad delictiva del acusado, quien se encuentra alojado en sede policial por disposición de la Justicia interviniente a la espera de que se recolecten las pruebas en su contra, producto de las denuncias recibidas entre el jueves último y el lunes de esta semana.