Pedro y Norma fueron adoptados por familias distintas. Él vive en Jesús María y ella en Bariloche.

Vía Facebook, dos hermanos pudieron volver a verse después de vivir toda una vida por caminos separados y este lunes se econtraron “físicamente” luego de contactarse por la red social de Internet.

Ellos son Pedro Castillo y Norma Molina, nacidos en Chos Malal, Neuquén, y que fueron adoptados por diferentes familias, que se instalaron en dos puntos de la Argentina a más de 1600 kilómetros de distancia. Pedro vive en Jesús María y Norma en Bariloche.

Según relata Radio Jesús María, se encontraron a través de Facebook y este lunes se pudieron dar el abrazo tan esperado cuando ella vino a visitarlo a Jesús María, justo en el día del cumple.

Pedro es hijo adoptivo de José René Castillo, un gendarme que fue asignado en Jesús María y que fue uno de los fundadores del Festival Nacional de Doma y Folklore, hace ya medio siglo.

“La vida nos llevó por distintos caminos, ayer se cumplió mi sueño. Hace tres días que no dormía”relató Pedro a Radio Jesús María quien contó que pudo localizar a su hermana con la ayuda de sus hijos, que le dieron una mano con el Facebook.