Un patrullero interceptó el taxi en el que viajaba por presumir que el futbolista era un delincuente. Tampoco le quisieron vender un auto en una concesionaria. Así lo contó el DT de Independiente

La llegada de Fernando Gaibor a Independiente todavía no dio frutos en el equipo y, a la hora de encontrar las razones, el entrenador Ariel Holan trata de ver más allá. Así fue como salió a la luz el problema de discriminación que atenta contra la adaptación del futbolista ecuatoriano.

“Se está adaptando al fútbol argentino y a Independiente, se instaló hace una semana su familia, recién está con ellos y uno pierde la noción que un futbolista es un ser humano que en este caso vino de tan lejos. Todo incide en la tranquilidad y en la adaptación”, comenzó el DT en una entrevista con radio La Red.

“El otro día en el peaje de Dock Sud lo pararon porque pensaban que estaba robando. Le cruzaron un patrullero y lo palparon de armas”, reveló.

Y Holan siguió: “Después fue a una concesionaria con un amigo moreno (sic) y no le quisieron dar el precio de los coches: ‘usted no tiene plata para comprar’, le dijeron. Todas estas cuestiones humanas son fundamentales para la adaptación”.

Gaibor nació en Ecuador, tiene 26 años y Emelec fue su último club antes de llegar a Independiente, que compró el 70% de su pase en 4.200.000 de dólares. Juega en la selección de su país y llegó como refuerzo al Rojo, donde usa la mítica 10 de Ricardo Bochini.