Las autoridades le cuestionaron su actividad en una red social. Dio un paso al costado pero cuestiona a la institución.

Héctor Jess Deheza tiene 36 años, es de Villa Nueva y desde hacía 10 años trabajaba como docente en un instituto católico de la localidad de Laborde. Días atrás, se desvinculó por una polémica razón.

Los directivos de la institución lo convocaron para plantearle una situación que consideraban incompatible con su función. Deheza relató que le cuestionaron haber manifestado su agrado a imágenes en una cuenta de contenido gay y le dijeron que era imposible que siguiera al frente del aula.

Según explica, los directivos manifestaron que era una situación muy escandalosa para la institución. “Me dijeron que había una sola opción y que no iba a ser un despido”, contó Héctor en diálogo con ElDoce.tv.

El profesor explicó que le dio un “me gusta” en Twitter a la publicación de imágenes de alto contenido erótico de una pareja gay. Él aclara que no lo publicó en su muro.

Héctor contó que decidió dar un paso al costado y que, por ahora, no tomará acciones legales contra la institución. A pesar de esto, indicó que le resulta completamente doloroso el modo en el que se dio el descenlace.

“Durante mucho tiempo he intentado simular otra vida. Es por un lado complicado verme dejando un trabajo, por la vergüenza que se me plantea. Pero siento que se cierra una puerta y se abren otras. Por que como dice un versículo del Apostol San Juan ‘la verdad os hará libres’”, dijo.

En un extenso posteo en perfil de Facebook Héctor se atrevió a contar su toda su verdad y recibió muchos comentarios de apoyo. “Me quedo con el haber sido capaz de plantear el sentido del respeto a la diversidad, ser críticos y perdonar. No juzgar a quien se equivoca…”, escribió emocionado.

 

Ahora, Héctor busca trabajo en Córdoba, alejado de su carrera docente. Cuenta que eliminó a toda la gente de la localidad de las redes, sin embargo muchos lo volvieron a buscar y le mandan mensajes. “Medio pueblo apoyándome. Tengo que estar más que orgulloso y agradecido”, concluyó.

El docente habló en el móvil de Noticiero Doce y dio más detalles del polémico episodio:

Qué dice la Institución

Desde el Instituto Presbítero Juan Guirula las autoridades manifestaron que tampoco hubiesen querido que todo termine así. “Me duele este desenlace. Veo una dualidad entre lo que pasó y lo que él expone. Hay situaciones que son para adentro de la institución, y que me voy a reservar para resguardo del propio profesor”, dijo Damián Gandione, director del Instituto en declaraciones a Lavoz.com.ar. Además también reveló que ya se le había llamado la atención por otro episodio en el año 2018.