En operativo detuvieron a un hombre armado con un revólver. Cuando intentaron detener a un segundo, la gente arrojó piedras sobre los uniformados.

Cuatro policías sufrieron heridas, y un patrullero quedó dañado, luego de un intento de arresto en barrio Ejército Argentino que se vio frustrado tras el ataque de vecinos a los uniformados.